El circo

Untitled999

Uno de los primeros autores de novela que marcaron mi vida de adolescente fue José Luís Martín Vigil. Su libro “Nación de Muchachos” me impresionó. El hilo conductor de este libro recuerda a los artistas del Circo de los Muchachos de 1967 a 1975. Narraba la historia del circo, donde el Padre Silva recogía u orientaba a niños que vagaban por las calles y les proponía probar la vida circense.

El protagonista principal es un niño, Pancracito, que en realidad se llamaba Fernando. Cuando el Circo de los Muchachos llegó a Jerez de la Frontera, su ciudad natal, se coló en el circo para hablar con el Padre Silva y le preguntó: “¿Cuánto cuesta ser payaso?”. El Padre Silva le dijo entonces que no costaba nada, que dependía de su esfuerzo y de su trabajo. Así Pancracito se convirtió en el payaso de la última época del circo. En este chico se inspiró Martín Vigil para narrar su novela.

Hace unos años cayó en mis manos un libro llamado “La Magia”, escrito por John U. Bacon, donde describe el poder de la creatividad y la imaginación. Se inspira en los artistas del Cirque du Soleil, nacido en Montreal, Canadá, si bien actualmente tiene sedes en la mayoría de ciudades importantes de nuestro planeta. Jóvenes y no tan jóvenes artistas dan vida a toda una serie de personajes que cuentan historias basadas en el arte del circo. Cazatalentos van por todo el mundo en busca de personas con potencial, habilidades y aptitudes artísticas.

Con el refrán “Espera que se acabe el circo para verles las caras a los payasos” te das cuenta de que, para llegar a ser un buen profesional, tienes que dedicar horas y más horas de entrenamiento, caídas, sufrimiento y de muchas noches en vela. Todo esto es preciso para llegar a donde te has propuesto, o simplemente para poder seguir en la élite de la profesión, sobre todo en el mundo del espectáculo. Debes ver éste no sólo desde la perspectiva del artista, sino también sentarte en la silla del espectador, para poder así observar qué se siente al ver actuar.

Soy una entusiasta del arte y la cultura. Siempre que me es posible voy a ver el espectáculo del Cirque du Soleil, pues me encanta como todo forma parte de un todo, de principio a fin. Sus vestuarios, coreografías, música, luz y color son creatividad pura. Una representación digna de los mejores artista. Es como el circo de la Ciudad de los Muchachos adecuado a los tiempos actuales y, sobre todo, a las más avanzadas tecnologías.

Cristina Amat

Anuncios

One response to “El circo

  1. elena balado 5 abril, 2018 / 4:10 pm

    Cristina, gracias por recordarme una tarde en el Circo de los Muchachos, en Valencia. A mi familia le encanta el Circo del Sol y mi hijo estuvo en Argentina con uno de los profesores. Hoy en día tiene una compañía de Circo de Calle.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s